UA-117446014-1 Saltar al contenido

Receta de Cordero salteado con hortalizas

19/08/2018
cordero salteado con hortalizas - Receta de Cordero salteado con hortalizas

Cordero salteado con hortalizas

cordero salteado con hortalizas 300x169 - Receta de Cordero salteado con hortalizas

El cordero salteado con hortalizas es un plato de lo más completo y muy fácil de preparar. Tiene todos los sabores necesarios para triunfar por la puerta grande. El cordero es un tipo de carne que guardamos para las ocasiones especiales, aunque debería ser imprescindible en nuestro menú semanal. Prepararlo con todos los honores lo convertirá en un plato de lo más recurrente. Con una buena base de hortalizas y la cazuela lista para la acción, tendremos la posibilidad de cocinar una receta con alma, de esas que combinarán perfectamente con un vaso de vino tinto y una conversación llena de halagos. Toma nota de cómo preparar un cordero salteado con hortalizas realmente especial.

Ingredientes:

  • 500 gr de pierna de cordero
  • 400 gr de calabacines
  • 500 gr de patatas
  • 250 gr de judías blancas
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta molida
  • 250 gr de tomate
  • 1 vaso de vino blanco seco
  • Romero
  • Tomillo

Cómo preparar cordero salteado con hortalizas:

Empezamos esta receta preparando la carne. En la misma carnicería podemos hacer que nos la corten para guisarle. Deberemos tener a nuestra disposición el cordero cortado en dados de unos 2 centímetros para conseguir que se cocine a la vez y quede perfecto. Salpimiéntanos la carne de cordero.

Pelaremos y cortaremos las hortalizas que acompañaran a esta maravillosa pieza de carne. Preparamos los calabacines y las patatas, son dos ingredientes que le darán una cierta suavidad al plato. Los pelaremos y cortaremos en cuadraditos de más o menos el mismo tamaño que el cordero.

Seguimos con la cebolla, la pelamos y cortamos en juliana. Repetimos la operación con el ajo, lo laminamos para poder convertirlo en un protagonista del fondo de sabores de este plato.

Calentamos una sartén con un poco de aceite de oliva. Empezaremos dorando y sellando la carne. Reservaremos a medida que tengamos preparada la carne.
En la misma sartén doraremos el calabacín con la mitad del ajo. Sal pimentamos y lo vamos retirando del fuego. Repetimos la operación con las patatas. Las ponemos a dorar, mientras seguimos añadiendo ingredientes.

Llega el momento de la cebolla y los tomates. Los incorporamos directamente a este guiso con las patatas y las judías blancas, que deberán estar cocinadas.

Mojamos con el vino y un poco de agua para darle la hidratación necesaria al plato. Le daremos el toque especial, incorporando el tomillo y el romero, dos hierbas que combinan a la perfección con este tipo de carnes.
Cuando empiece a hervir, ponemos de nuevo el cordero y el calabacín. Tapamos y dejamos que se cocinen todos los ingredientes, tardará unos 10 minutos a fuego lento. Rectificaremos de sal y pimienta, para tener listo un plato completísimo.